Fedeagro: “habrá menos alimentos y cada vez costarán más”

Falta de semillas y de fertilizantes, además de la carencia de otros insumos agrícolas, colocan al país en una emergencia agroalimentaria cada vez más grave, reiteró el presidente de Fedeagro, Aquiles Hopkins. La temporada lluviosa en Venezuela es, por razones obvias, la más importante para la siembra de lo que se come en Venezuela: el maíz de la arepa, el azúcar, el arroz. Pero el diagnóstico de Fedeagro es tajante: “El ciclo agrícola está virtualmente perdido”.

Las asociaciones de Fedeagro aportan más de 80% de la producción nacional, pero solo han podido acceder a 30% de los insumos que necesitan, advirtió este martes el presidente del organismo gremial, Aquiles Hopkins. Esto tiene consecuencias muy claras para las venezolanas y los venezolanos: habrá menos alimentos y cada vez costarán más.

“Venezuela vive una emergencia agroalimentaria”, reiteró Hopkins, y no solo por el consumo de alimentos: también, por la escasez de material de trabajo para el campo. “Este año ha sido, en cuanto al abastecimiento de insumos, el más crítico de las últimas décadas”, aseguró.

El dirigente mostró, en cifras, la gravedad de la situación:

1) En los Andes y en otros estados que producen hortalizas “solo se ha podido sembrar 25% de la superficie dedicada a este rubro”. Además, hace más de un año no ingresan al país las semillas necesarias para la siembra.

2) Los cañicultores necesitan 90 mil toneladas de fertilizante “y solo se les ha permitido comprar mil toneladas”.

3) En mayo había 580 mil sacos de semilla de maíz disponibles para la siembra, explicó Hopkins. Pero Fedeagro, “que produce 80% del maíz a escala nacional, solo ha alcanzado a comprar 22%”, criticó Hopkins.

SurCaribe, con información de -contrapunto-

Puedes dejar una comentario.

Deja un comentario