Hotel Santa Catalina en A Coruña supera las expectativas

Mi amigo Mario tuvo que realizar un viaje de forma apresurada, su destino era la ciudad de A Coruña en Galicia, España. Cuando necesitó buscar un hotel consultó Google y fijándose en el mapa, eligió uno al azar, el que estaba disponible y mas próximo al lugar donde tenía que hacer diligencias durante varios días. El hotel elegido fue el Santa Catalina, un hotel dos estrellas que según las fotos se veía agradable.

Luego buscó la forma de llegar desde el aeropuerto hasta el hotel de manera económica, ya que iba por “negocios” pero con un presupuesto reducido. Al indagar pudo constatar que podía utilizar el servicio de un autobús que une el aeropuerto con el centro de la ciudad, donde está ubicado el hotel Santa Catalina. Por el módico precio de 1,55 Euros efectuó el recorrido que une estos dos puntos, cosa que volvió a hacer al momento de retornar al país donde reside, Venezuela.

Todos los que viajamos sabemos que las fotografías de los hoteles a veces resultan “engañosas”, muestran la mejor cara de las cosas pero dejan por fuera otras facetas no tan atractivas. Mi amigo al ver la oferta la compró, pero sin hacerse muchas ilusiones, lo que necesitaba era un lugar donde dormir, bañarse y dejar las maletas.

Al llegar al hotel notó un trato muy amistoso y educado por parte del empleado de recepción, cosa que muchas veces no suele suceder en hoteles de bajo costo. El trato era tan bueno que mi amigo pensó que era un hotel de baja rotación, porque lo hicieron sentir como si fuera el único huésped que se estaba alojando en el hotel. Más adelante pudo comprobar que su sentir estaba totalmente alejado de la realidad, ya que al hotel llegan a diario innumerables clientes de todas partes del mundo.

Mi amigo me comento que pudo interactuar con personas de Brasil, Inglaterra, Uruguay, así como incontables españoles. El hotel tiene servicio WiFi totalmente gratuito, pero aparte cuenta con un espacio en el que hay un ordenador, escaner e impresora, para poder realizar trabajos como si estuviera en su propia oficina, como parte de su servicio al cliente.

También uno de los empleados del hotel lo ayudó con la redacción de una queja que tenía que presentar ante una Institución bancaria del lugar. Cosa que estaba totalmente fuera de las funciones del empleado, pero que por ser licenciado en periodismo, era natural en él la redacción fluida de documentos.

Se podría pensar que solamente trabaja en ese hotel un buen empleado, con calificaciones muy superiores a las necesarias para la recepción de clientes, pero no es así. Al estar alojado durante 15 días pudo constatar que los otros empleados también tenían un trato muy agradable, mostrándose siempre prestos a ayudar para resolver cualquier tipo de dudas, por supuesto dentro de sus posibilidades.

Seguramente cuando viaje a la Coruña con mi familia, me alojaré en el Hotel City Express Santa Catalina, ubicado en la calle Fernando Arenas Quintela, 1 . código postal 15003. Teléfono: 981-226704/226609, mi amigo Mario me lo recomendó ampliamente. Ahì conoceré a Giovanni y a Wilson, o también a una chica venezolana muy amable llamada Estíbaliz, y podré agradecerles haber tratado tan bien a Mario, el cual se encontraba en un ciudad desconocida y sin amigos, tratando de solucionar un problema grave.

Daddy Lluka

 

Puedes dejar una comentario.

Deja un comentario