Obispos venezolanos catalogan de ilegítimo y moralmente inaceptable nuevo mandato de Maduro

La Conferencia Episcopal Venezolana en Asamblea Ordinaria fijó posición sobre la toma de posesión del segundo mandato de Nicolás Maduro al que advirtieron, no asistirá ningún representante del organismo. Jose Luis Azuaje, Arzobispo de Maracaibo y presidente de la CEV aseguró que: “Esta realidad ya no distingue sectores. Lo que es peor, los coloca bajo las necesidades y el cuadro de violencia de un Estado dominante, en plena quiebra del Estado de Derecho, que rompe el tejido social”.

El Episcopado venezolano también se refirió a la toma de posesión de Nicolás Maduro el próximo 10 de enero, la cual es tildada por diferentes sectores de “ilegítima” y criticó las condiciones de “ventajismo” que hubo en las elecciones del 20 de mayo y calificó a la Asamblea Nacional de Venezuela como único organismo legítimo al haber sido electo por el pueblo.

De igual forma la CEV admitió que no está previsto que ningún representante del organismo asista a dicho acto de juramentación.

Azuaje, condenó la “corrupción escandalosa” que arropa a Venezuela. Así mismo, advirtió que de seguir el actual modelo sin un entendimiento entre los actores políticos y con las condiciones que se tienen en este momento, el país no podrá avanzar.

Sin embargo, aseguró que el deber de la Iglesia católica es “proteger a quienes viven en el país y trabajar por un territorio más justo”.

SurCARIBE, con informaciòn de -albertonews.com-
Puedes dejar una comentario.

Deja un comentario