Se jodió la visita a Disney, EE.UU. suspende todos los vuelos desde y hacia Venezuela

El gobierno de Donald Trump prohibió este miércoles el tráfico aéreo entre Estados Unidos y Venezuela, asegurando que las condiciones sociales, económicas y políticas del país ponen en riesgo la seguridad de pasajeros y empleados de las aerolíneas. «Estoy suspendiendo la autorización de todas las compañías aéreas estadounidenses y extranjeras para proporcionar transporte aéreo extranjero hacia o desde aeropuertos venezolanos», indicó Elaine L. Chao, trasmitiendo una orden del Departamento del Transporte, emitida tras una evaluación del Departamento del Seguridad Nacional.

La prohibición abarca transporte de pasajeros y de carga de líneas aéreas estadounidenses y extranjeras que presten servicios entre los dos países. El Departamento de Seguridad Nacional le indicó al de Transporte que «las condiciones en Venezuela amenazan la seguridad de pasajeros, aeronaves y tripulaciones que viajan hacia o desde ese país», por lo que sugirió la suspensión que finalmente se adoptó.

En detalle el Departamento de Seguridad Nacional señaló que en el país se producen «disturbios civiles y violencia en y alrededor de los aeropuertos» y que la Oficina de Seguridad de Transporte estadounidense no tiene acceso para evaluar a los aeropuertos venezolanos. A esto se agrega la cancelación de vuelos al país por parte de American Airlines y la amenaza de que el narcorégimen de Nicolás Maduro pueda atentar contra los intereses de EE.UU en Venezuela.

La Embajada de Estados Unidos en Caracas cerró sus actividades en marzo y el Departamento de Estado ha emitido avisos recomendando a sus ciudadanos no viajar a Venezuela. Otras aerolíneas como Avior, Laser y Estelar, seguían operando vuelos directos entre Venezuela y Estados Unidos, cosa que ya no podrán hacer. Esta medida no le hace «ni cosquillas» a los narcopandilleros asesinos chavistas, ya que todos ellos tienen sus aviones privados para viajar por todo el mundo.

Daddy Lluka

 

Puedes dejar una comentario.

Deja un comentario