Los argentinos se hartaron del encierro y terminaron con la cuarentena

Desde hace varios días las calles de Buenos Aires indicaban que no estaban dadas las condiciones para un nuevo aviso de extensión de la cuarentena, como los tres anteriores que había hecho Alberto Fernández. El presidente argentino, en su último anuncio, dijo que los objetivos del plan de salud se estaban cumpliendo, por lo que había que extender el encierro generalizado hasta el 10 de mayo. Pero de a poco los reiterados episodios de desobediencia civil se fueron multiplicando a mayor velocidad que los contagios por el VIRUS CHINO.

A menos de una semana del anuncio oficial, el que dio un adelanto de lo que se viene fue el mismo ministro de Salud de la Nación, Ginés González García. Lejos de reconocer que la situación no da para más, el funcionario del Poder Ejecutivo dijo que el Gobierno reconocía el cansancio de las personas y que obraría en consecuencia. Lo cierto es que la cosa se les fue de las manos.

«La cuarentena va a seguir pero con otras características», señaló el funcionario sin dar muchas precisiones. Pero sí adelantó que es momento de ir recuperando «parte de la vida que teníamos antes». «No es masivo, pero algunas personas están cansadas y angustiadas. Muchas quieren volver a algún tipo de actividad por fuera de sus domicilios que les permita mejorar su subsistencia. Es cierto que esto existe y que nosotros lo tenemos muy en consideración. Inclusive la idea que tuvo el Gobierno nacional hace ya algunos días cuando fue el anterior decreto, de permitir algún esparcimiento tenía que ver con eso: recuperar alguna parte de la vida parecida a como era antes. Y eso tenemos que hacer”.

Cabe destacar que los permisos de esparcimiento limitados que habilitó el presidente a nivel nacional en su último parte fueron rechazados por los intendentes y gobernadores de los distritos más poblados, como Buenos Aires y Córdoba.

Miguel Boggiano, uno de los referentes liberales argentinos con más presencia en los medios de comunicación, adelantó en sus redes sociales que el 11 de mayo termina su cuarentena. Con motivo de su comentario, el economista tuvo un duro entredicho con el periodista oficialista Pablo Duggan, que lo trató de «anarquista» en su programa de Radio 10. Para Boggiano, el Gobierno ha vulnerado seriamente las libertades individuales en el marco de la cuarentena, todavía vigente.

Cyndi NERO, con información de -marcelo duclos-

 

Puedes dejar una comentario.

Deja un comentario