El consultor financiero «boliburgués» que entregó a Raúl Gorrín Belisario

Gracias a una filtración en EEUU se tienen más detalles de como floreció la corrupción en medio de los controles cambiarios impuestos por el chavismo y que terminaron creando fortunas mil millonarias a costa de la destrucción de Venezuela. Martín Lustgarten era el hombre al que todos acudían para obtener dólares en el intrincado sistema de controles para la adquisición de divisas impuesto por Hugo Chávez.

Pero desde 2015 se convirtió en informante de las autoridades estadounidenses. Desde entonces ha proporcionado información que ha dejado al descubierto a algunos de los empresarios vinculados con la corrupción chavista. El más  notorio es Raúl Gorrín Belisario. Aunque Lustgarten también ha dado información sobre los hermanos Oberto.

El experto en las permutas 

Durante los muchos años que duró el control cambiario, Lutsgarten se convirtió en un experto en el mercado de la “permuta”. Ese mecanismo permitía comprar bonos denominados en dólares que eran emitidos por Venezuela. Los bonos se compraban en bolívares, la moneda venezolana, y  se vendían en dólares en el extranjero.

Esa fórmula servía a las  multinacionales y las grandes empresas venezolanas, imposibilitadas para cambiar sus bolívares por dólares en Venezuela debido a las restricciones cambiarias impuestas por el régimen.

Pero narcotraficantes y corruptos dentro del sistema político venezolano también usaron ese sistema para lavar su dinero sucio. Compraban bonos en dólares emitidos por el gobierno que podían ser canjeados en Panamá u otros países por dólares limpios.

Entregando a Gorrín

Lustgarten era experto en esas complejas transacciones. De acuerdo con el Nuevo Herald, fue un pionero en estos esquemas de triangulaciones de dinero haciendo uso primero de las compañías de maletín y luego de bancos y otros legítimos integrantes del sistema financiero internacional, señalan las autoridades estadounidenses

Lustgarten ya había sido acusado por la Justicia estadounidense bajo cargos de lavar dinero para el narcotráfico. Sin embargo, la fiscalía que llevaba la acusación hizo un trabajo muy deficiente y no puedo reunir las pruebas necesarias para condenarlo.

Fue luego de violar los términos de su visa y verse de nuevo ante la Justicia, Lustgarten optó por convertirse en un delator.  Su cooperación fue clave para que los fiscales dirigieran sus investigaciones correctamente.

También entregó un disco duro que había obtenido del ex banquero suizo de nacionalidad francesa Charles De Beaumont, un nombre recurrente en los movimientos de dinero de la «boliburguesía» en Europa.

Lustgarten y Beaumont se asociaron cuando el último abandonó la Compagnie Bancaire Helvetique, a finales del 2012. Incluso llegaron a entablar una amistad según se detalla en una serie de emails que también fueron filtrados.

Gorrín es una pieza clave del desfalco al erario público protagonizado por la élite chavista y sus empresarios aliados.

En esas comunicaciones, Lustgarten admite haber delatado a narcotraficantes y dice: “Te dije en febrero que ellos me preguntaron sobre los Obertos y sobre Gorrín. Y he mantenido mi boca cerrada”. En otra parte de la conversación dice: “Y la última vez te dije que no me provoca seguir protegiendo más a los Obertos. ¿Qué tiene eso que ver contigo”.

Según reportó el Nuevo Herald, el disco duro contiene documentos que detallan los negocios del banquero suizo con el empresario chavista Raúl Gorrín, así como con los hermanos Luis e Ignacio Oberto, investigados en EEUU.

Gorrín fue acusado en el 2018 de cargos de corrupción y lavado de dinero derivado de los cientos de millones de dólares que los fiscales dicen pagó en sobornos al ex Tesorero Nacional de Venezuela Alejandro Andrade.

Andrade se declaró culpable en el sur de Florida y está cumpliendo una sentencia de 10 años y colaboró durante años con las autoridades estadounidenses.

Artífice del lavado

Las investigaciones en Estados Unidos apuntan a que Lustgarten movía enromes cantidades de dinero de sus clientes venezolanos. Múltiples “reportes de actividades sospechosas” en los bancos HSBC Bank USA y Standard Chartered Bank dan cuenta de movimientos de dinero que sobre pasan los 700 millones dólares en un período que va del 2007 al 2016.

Según los informes de actividades sospechosas enviadas por HSBC Bank USA al Departamento del Tesoro, las empresas de Lustgarten realizaron transacciones internacionales por cientos de millones de dólares con clientes comerciales, incluidas varias con empresas panameñas propiedad de Gorrín y de los hermanos Oberto.

La empresa panameña de Gorrín, Bellsite Overseas SA, realizó nueve transferencias electrónicas “sospechosas”, por un total de $ 55.5 millones, a la empresa de Lustgarten, ANL Services Ltd., entre el 2010 y el 2012. Bellsite ya había sido mencionada en Los Papeles Panamá

La empresa panameña de los hermanos Oberto, Violet Advisors SA, transfirió $ 6 millones en una transacción electrónica al negocio de Lustgarten, AL Services Ltd., entre el 2010 y el 2016. El informe de HSBC señala lo siguiente:

“Una revisión de las contrapartes encontró que Violet Advisors SA está vinculada a un esquema de la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) para asignados estadounidenses a entidades que desean deshacerse de bolívares venezolanos – Violet Advisors fue identificada como una de esas entidades”, dice el documento del banco.

Toda esa información se desprende de una filtración de más de 2.000 documentos de la Red Contra Delitos Financieros del Departamento del Tesoro (conocido en inglés como FinCen) y que terminó en manos del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación.

Las historias elaboradas en base a los documentos están siendo publicadas como parte de una serie llamada «Los Archivos del FinCen».

Daddy LLUKA, con información de -El Nuevo Herald-

Puedes dejar una comentario.

Deja un comentario